martes, 9 de junio de 2009

Terminator Salvation.

He leído numerosas críticas y casi todas coinciden en lo mismo. En general son buenas, todos sabemos que nunca va a haber un Terminator mejor que los de Cameron y lo que más preocupaba era que tras esa tercera parte, que pierde con los años y resulta la peor de la saga, esta fuese mejor. La elección del director de las películas de Los Ángeles de Charlie tampoco auguraban nada bueno. Pero aquí está y ha superado las espectativas, que eran bastante bajas todo sea dicho. Un merecido aplauso para McG, que se ha alejado de esos bodrios que dirigió entonces para hacer una más que decente continuación de Terminator, superando con creces la tercera e innecesaria parte.

La película no sólo contiene una trama interesante, acción bien construída, guiños a la saga, coherencia con los hechos que se contaban en las anteriores sobre el futuro y elementos novedosos que desconciertan, enriqueciendo el conjunto. Además nos trae un cameo digital muy logrado, que hizo aplaudir a más de uno mientras la música cambiaba a golpe de martillo contra yunke y una parte de nosotros vibró ante tamaño encuentro.

No obstante también hay carencias, como el poco peso de John Connor en la historia frente a Marcus, el cual no sólo parece, sino que es el verdadero héroe de esta historia en concreto. Algo que ni me parece mal ni lo veo realmente como algo negativo, puesto que mi impresión es que pretenden desarrollar más a fondo a Connor en las siguientes, si es que llegan a rodarse. Puede que los demás no lo vean así y por eso se han sentido decepcionados. Sin embargo a mí me ha parecido de lo más lógico ver a un John Connor aún puliéndose, ya que hablamos del año 2018 y siempre se habló de él como verdadero líder en el 2029. Será entonces cuando se enviarán el T-800 y a Kyle Reese al pasado para matar y proteger respectivamente a Sarah Connor. Poco después ocurrirá lo mismo con el T-1000 y el T-800 reprogramado, que intentarán matar y salvar al mismísimo John Connor cuando aún es un niño. En fin, que me he liado, pero básicamente considero el poco peso de Connor como algo factible y necesario antes que una lacra.

Otra carencia, que en este caso sí lo veo como carencia, es el poco peso de las mujeres en la historia y, por supuesto, que salgan siempre tan limpitas y maquilladas. Un fallo bastante grave teniendo en cuenta que en una guerra todos deberían lucir la misma mierda, sean del género que sean. Cuando hagan una peli sobre moda, que salgan divinas de la muerte, pero aquí desmerece mucho la ambientación.

Los efectos sin duda son bastante buenos, sin romper moldes como hacía Cameron con su Terminator 2, pero como ya comenté dando un paso más hacia la perfección en ese cameo digital que luce bastante bien. El T-800, que vemos por primera vez en todo su esplendor digital en movimiento, está bastante conseguido también y da verdadera sensación de peligro.

Reconozco que en cuanto al score de Danny Elfman, el cual he escuchado antes que la película, al principio no me gustó demasiado. Quizás eche en falta su estilo de antaño, con sus Batman, su Bitelchús o hasta sus Spider-Manes. Sin embargo es normal que un compositor evolucione y, aunque sus últimos trabajos en Wanted y Hellboy II no me convencieron, reconozco que tras varias escuchas el de Terminator gana bastante, complementando acertadamente la película.

Así que, en resumen, la película me ha gustado bastante. Entretiene y posee una historia consistente, aunque flojee en algún momento y no sea todo lo profunda que podría haber sido. Sin embargo, tengo fe en que si la taquilla internacional lo permite, se hagan esas 2 continuaciones y cada una se vuelva más intensa que la anterior. El tiempo ya dirá si se da el caso o no.


">

Para aquellos que no sufran con los spoilers, el cameo a continuación:

">

3 comentarios:

Jackal dijo...

Me alegro de que te haya gustado la película. Creo que, en estos casos, el ir con bajas expectativas ayuda mucho luego a salir contentos de la sala.

La mujer de Connor es cierto que sale siempre impoluta, pero si lo piensas ella no está metida de lleno en el conflicto en esta entrega. Sin embargo, creo recordar que a Blair Williams sí se la ve más magullada y sucia. Corrígeme si me equivoco, que la tienes más fresca que yo.

Yo salí contento del cine, pero entiendo perfectamente el motivo por el cual no ha gustado a muchísima gente. Me alegro, en cualquier caso, de no ser un seguidor tan acérrimo en esta ocasión.

Un abrazo!

Bree dijo...

Vaya...pues habrá que ir a verla...pero después de la tercera...no se..no se...

ANA dijo...

Todavía llevo negro riguroso de luto. ¡Coñita! Con lo mala que fue la tercera no se podía empeorar, algo bueno tenía que tener, no?