viernes, 9 de julio de 2010

Fimucité 4. Cylons y humanos comparten concierto.


Tras una duda más que razonable sobre si este año podría pisar alguno de los conciertos fuertes del Festival, puedo decir que por suerte he podido disfrutar del de hoy (ayer si se mira la hora a la que escribo) y podré asistir al colofón final mañana (hoy). Cada año se hace más difícil, pero de momento ha habido suerte.



Se abrió con la música para documentales del compositor francés Bruno Coulais (que por los presentadores he averiguado que se pronuncia algo así como "culé"), conducida por el director del Festival, Diego Navarro. Sin desmerecer el trabajo de este señor (Bruno C.), lo cierto es que se notaba que la gente había ido realmente a ver la segunda parte del concierto. A pesar de ello, la música de Coulais no está carente de calidad y es altamente disfrutable, dudando en algunos casos incluso de que estemos oyendo música para documentales. Se echó en falta, eso sí, algún tema de la película Coraline de regalo.

Tras el descanso, Bear McCreary recoge la batuta para ponerse al frente de la OST (Orquesta Sinfónica de Tenerife, que curiosamente comparte siglas con Original Soundtrack), del Tenerife´s Film Choir y, por supuesto, la Battlestar Galactica Orchestra. Aproximádamente hora y media de éxtasis auditivo y visual con una de las bandas sonoras más potentes y creativas del mundo de, en este caso, las series. La morriña que se apoderó del público en la primera mitad dejó paso a una euforia y conjunto de emociones a duras penas controladas (aunque yo diría que por tratarse del Auditorio la cosa no llegó a más, porque aquello fue para gritar, vitorear, silbar y muchísimo más). Sin lugar a dudas un concierto para recordar que tuvo, además, regalazo final con el "All along the watchtower" cantado por Brendan McCreary, hermano del compositor.



En definitiva, un concierto que ha dado mucho de sí. Además ha estado orientado a música que no pertenece al cine, pero que gracias a grandes compositores como McCreary o Coulais, se han roto las barreras entre cine, series, documentales y videojuegos; aportando así un enriquecimiento cultural y de entretenimiento impensables hace unas décadas. Esperemos que éste sea el primero de muchos conciertos de este estilo y para el próximo año podamos ver por aquí a personas como Michael Giacchino, por ejemplo, que tiene además partituras en cine (Star Trek, Up,...), tv (Perdidos, Fringe...) e incluso videojuegos (Medal of Honor,...).

3 comentarios:

Carlos Gallego dijo...

Mola, que envidia me das, debe de se una pasada.

Un saludo

Trepamuros dijo...

Fue una auténtica pasada Carlos. Sé que da mucha envidia, pero por fin tenemos algo tan grande por la isla, que cada año se supera. Por una vez en la vida no tenemos nosotros que desconsolarnos con la multitud de eventos culturales que se dan siempre en Madrid, Barcelona y Península en general. Jejeje.

Squash dijo...

Que pena me habría gustado estar este año, me dejas los dientes largos con tu crónica xD Escuchar la música de Galactica en vivo con McCreary enfrente de tus ojos debe de ser impresionante
Giacchino estuvo el año pasado en el de Úbeda de "presidente" si no me equivoco, dicen que es un tío majísimo, así que seguro que en próximos festivales se anima a asistir.
Bueno, espero que pongas la crónica del último día (vamos, hoy xD)