martes, 8 de julio de 2008

Monstruos Mortíferos (I)

En el mundo conocido existen seres que van más allá de toda imaginación. Su fuerza, crueldad o aspecto, intimida seriamente a cualquier ser humano. Sólo unos pocos se han atrevido a hacerles frente. El resto, han sucumbido ante el miedo.


Viven en colmena cual abejas. Está la terrible reina, de tamaño superior y cuna de la reproducción de la especie, con su corona negra y poderosa cola. Están los temidos zánganos, letales y perfectos soldados, protectores de la reina y recolectores de huéspedes para la propagación de la especie. Finalmente "los atrapacaras", retoños sencillos salidos de los huevos que introducen su semilla en la víctima, cual violadores orgánicos. El nacimiento de su estirpe es de las más dolorosas y crueles...para el huésped, claro. No se sabe cuál es su planeta de origen, puesto que fueron encontrados por "primera" vez en el interior de una nave alienígena en el planeta LV-426. Sin embargo y por cómo hacen suyo cualquier espacio, su lugar de procedencia debe de ser el infierno. Ya lo dijo una pobre niña en su momento: "Mi mamá decía que no habían monstruos, pero sí los hay". Cualquier persona diría lo mismo si se cruzase con los ALIENS.

Son una raza ascentral de guerreros y cazadores. Que no te engañe su porte humanoide, pues como si de una tribu indígena se tratase caza a los seres vivos más peligrosos del universo, incluído el hombre. De tegnología realmente avanzada y costumbres tribales, este ser es uno de los más peligrosos que se haya conocido. Le gusta el calor preferentemente (no en vano procede de un planeta cálido con 2 soles) y caza siempre a los mejores. La Tierra ha sido su patio de recreo particular durante millones de años, desde los Dinosaurios hasta el ser humano. Su sistema de camuflaje, casco con visión de casi cualquier espectro de la luz, lanzas, chuchillas, redes, discos arrojadizos y láser en los hombros les da una poderosa ventaja, aunque sin todo ello también son temidos debido a su fuerza y altura. A pesar de ello se rigen por un severo código de honor y cuando pierden borran cualquier rastro inmolándose en una explosión de magnitud nuclear, dejando algún jefe un trofeo al ganador en señal de respeto. Una de sus inciaciones como cazadores, es el enfrentamiento con los Aliens. En la Tierra han combatido a militares, policías, narcotraficantes... cualquiera que parezca digno de cazarse o de empuñar un arma contra ellos. Le han puesto las cosas difíciles incluso al mismísimo Batman y Superman (los Aliens también, por cierto). Si te cruzas un día con ellos más vale que corras... a menos que creas ser digno de combatir a un DEPREDADOR.

Que no te engañe su minúsculo tamaño. Estamos ante una de las amenazas más temibles procendente del espacio exterior. Estos pequeños seres de aspecto nada bonachón y dientes afilados son carnívoros con la capacidad de hacerce un ovillo y rodar. También poseen unas púas envenenadas que disparan a distancia, para inmovilizar presas. Son muy inteligentes y poseen un sentido del humor macrabo y mordaz. Les encanta reírse de sus salvajes actos y de sus pobres víctimas. Sólo tienen miedo de los cazarecompensas sin rostro y tampoco les ha ido bien con una de sus víctimas, la cual se reveló contra ellos ya desde niño. No te dejes atrapar o serás devorado en vida por los CRITTERS.

Pero no todas las amenazas vienen de fuera. En la isla Calavera, escondida tras una espesa niebla, se esconde un animal nada desconocido o fuera de lo normal... si no fuese por su soberbio tamaño. El gorila más grande del mundo recibe veneración y sacrificios de los lugareños humanos para aplacar su ira. Todo cambia cuando otro tipo de humanos más "civilizados" descubren al monstruo y ven una manera de hacerse ricos. Una bella mujer de rubios cabellos hace latir el corazón de la bestia, que resulta no ser tan malo. Sólo es un animal más, a pesar de su tamaño. Aprovechando que el gorila sigue a la chica allá a donde vaya, será conducido a una trampa para adormecerlo y llevarlo a Nueva York, donde es exhibido encadenado como la octava maravilla del mundo. El animal parece abatido hasta que cree que su enamorada está en peligro, soltándose de sus ataduras y creando el caos en medio de la ciudad. Su final llegará en lo alto del Empire State Building, cuando atacado por aviación militar, suelta a la chica para protegerla en un acto único de amor. Temedlo si lo hacéis enfurecer, pues es el rey de los simios: KING KONG.

Otro gigante entre los gigantes. Esta especie de iguana mutada no es más que otro animal que arrasa ciudades debido a su desorbitado tamaño. La reacción natural de el hombre es abatirlo para evitar su caos destructivo, sin embargo lo único que hacen es provocar más destrucción. No obstante, este nuevo animal tiene a sus espaldas décadas de enfrentamientos no sólo con humanos, sino contra verdaderos monstruos gigantes como él, incluído el mísmísimo King Kong. De una forma u otra, acaba destruyendo ciudades y matando gente, por tanto es una amenaza para la humanidad. Si lo oyes rugir ya puedes refugiarte, GODZILLA no deja nada en pie.

De aspecto humanoide, viven en las profundidades de la tierra, en cuevas donde ningún ser humano ha conseguido llegar jamás...hasta ahora. Su vida en la oscuridad se verá alterada por la intrusión de un grupo de amigos espeólogos. Pronto se darán cuenta de que los intrusos son un suculento plato para añadir al menú de siempre. Son ciegos, pero sus agudizados sentidos les permite convertirse en depredadores temibles en su hábitat natural. Su rostro asemeja al de los murciélagos y su fuerza es brutal. Si fueran conscientes de su existencia tal como lo son el grupo que invade su territorio, sabrían que están cazando a sus "hermanos", puesto que son seres humanos que evolucionaron de forma paralela y distinta al quedar atrapados en las cuevas siglos y siglos atrás. Ellos no tienen nombre, pero te los puedes encontrar si desciendes demasiado. THE DESCENT.
Todos estos seres coinciden en una cosa: Dan miedo y resultan MONSTRUOS MORTÍFEROS. No importa cuál sea su aspecto, tamaño, lugar de procedencia o intenciones. Cada uno de ellos aterroriza el corazón de la humanidad, provocando los más ascentrales actos humanos: Huir o luchar. Continuaremos visitando más galerías monstruosas en post venideros.

3 comentarios:

Daniel dijo...

Enhorabuena!
Muy bueno Airam, ultimamente te curras mucho los post y me encantan (que no digo que antes no, ojo, es que ahora me gustan especialmente, jejeje!).

Por cierto: genial ese recuerdo a los Critters. La primera parte era realmente buena, después ya "degradaron" la saga y dejó de gustarme.

Un saludete!

Daniel dijo...

Por cierto, ¿por qué en la hora de mi comentario pone las 2:42 si son las 11:42 por mi ordenador?

Bueno, misterios de la tecnología... o es que de la peninsula a las islas hay más de 1 hora de diferencia, jejejej!

Jackal dijo...

Me encantan esta clase de entradas. De todos los que has expuesto, para mí los mejores son los Aliens y los Depredadores.

Y tío, deja de escribir tanto, que así es imposible seguir tu ritmo xD